viernes, 7 de junio de 2013

Ruta.

Una cosa es dar la mano, y otra, hacerse cargo del otro.
Una cosa es compartir una idea, y otra, tratar de imponerla.
Una cosa es estar en desacuerdo, y otra, juzgar al prójimo.


No somos los únicos que exploramos este plano.
Todos los otros, cercanos o no, más agradables o menos, los que van más atrás y los de más adelante, todos son compañeros de ruta.
Alguien que cree que puede caminar por ti, o que te pide que camines por él, no es un compañero de ruta, aunque te encuentres con esa persona día tras día.
Yo puedo ver tu herida y puedo palpar tu grano, pero en ningún momento puedo sentir por ti tu pena ni padecer en mí tu escozor. 


Una cosa es ir con alguien, y otra, colgarse de alguien.
Una cosa es pedir ayuda, y otra, depender.
Una cosa es caminar junto a alguien, y otra, seguirlo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario