martes, 14 de mayo de 2013

Al ritmo del country de la soledad.

Las estrellas me miran sin demasiado brillo. Los árboles y el viento se ponen de acuerdo para hacerme callar en este triste paquete. Sólo me queda un cigarrillo y mi maldita cabeza no me para de extrañar. La luna me advierte "qué noche te espera" como si supiera qué es lo que va a pasar.
Las luces de las ventanas se prenden poco a poco. Los grillos me cantan como desaforados al borde de esta sombra que anda mal de amores. Mi corazón te llama a gritos a orillas de este lago...
Será tu voz que me derrite el alma y no puedo escuchar.  Será tu cuerpo que me hace perder la calma...

No hay comentarios:

Publicar un comentario